26 junio 2006

La llegada de la Dama a Elche dispara las visitas a La Alcudia.











La Alcudia, lugar donde se encontró el busto, cuenta con tres guías que explican a los visitantes la importancia de la ciudad que durante mil años se ubicó en esta zona, llamada Helike, primero, e Ilice posteriormente.

La exposición temporal del busto íbero de la Dama de Elche en el Palau de Altamira de la ciudad ha disparado el número de visitas al yacimiento arqueológico donde se halló hace poco más de cien años, La Alcudia, por donde en el último mes han pasado 2.500 personas.

La directora de La Alcudia, Mercedes Tendero, explicó que se ha notado sensiblemente la publicidad que se ha difundido sobre la presencia de la Dama debido al interés que ha despertado el yacimiento.

Para atender este creciente interés, La Alcudia cuenta con tres guías que explican a los visitantes la importancia de la ciudad que durante mil años se ubicó en esta zona, llamada Helike, primero, e Ilice posteriormente.

Para reforzar la difusión del yacimiento, a partir del próximo mes de julio se pondrá en marcha un programa cultural que, bajo el nombre de "Los veranos de la Alcudia", dará a conocer a los niños el lugar donde fue hallada la Dama.

Según Tendero, se editarán cuadernillos de campo y actividades guiadas para responder a la pregunta que se repite con mayor frecuencia por parte de los visitantes que acuden al yacimiento: "*Dónde está el sitio en el que se encontró la Dama?".

Por otro lado, la directora manifestó que la próxima campaña de excavaciones se llevará a cabo durante septiembre con dos grupos de quince alumnos de la Universidad de Alicante.

El objetivo de esta campaña será la zona occidental del yacimiento, justo en la parte trasera del futuro centro de interpretación, para continuar con la limpieza de las llamadas termas occidentales y recuperando el asentamiento de la parte superior de la muralla perimetral.

Fuente: La Verdad.

1 comentario:

Isabel Romana dijo...

Está claro que los medios de comunicación ejercen una influencia muy poderosa. De no haberse movido la Dama de Madrid, no se hablaría de este yacimiento. Ojalá dure el interés. Saludos